Wolf le pidió al Gobierno Federal que brinde ayuda a los ciudadanos de Filadelfia

Foto: standardspeaker

El gobernador de Pensilvania realizó la solicitud ante la Administración de Pequeños Negocios, que otorga préstamos muy convenientes. La intención del mandatario es que se pueda brindar asistencia a quienes sufrieron las consecuencias de los incendios provocados en las protestas tras la muerte de George Floyd.

El gobernador de Pensilvania, Tom Wolf, le solicitó formalmente a la Administración de Pequeños Negocios (SBA, por sus siglas en inglés) que brinde ayuda para los ciudadanos de Filadelfia que sufrieron los incendios en casas o locales  durante las protestas por la muerte de George Floyd.

La SBA es una entidad que forma parte del Gobierno Federal pero que tiene independencia del presidente Donald Trump, que en febrero de 2017 propuso que Linda McHahon sea quien encabece la agencia, algo que fue aceptado por el Congreso más adelante.

En un comunicado que divulgó ante la prensa, Wolf pidió que la SBA brinde asistencia para los “propietarios de viviendas, empresas y organizaciones sin fines de lucro” de la ciudad, que sufrieron “numerosos incendios provocados por disturbios civiles”.

Según el gobernador, esos focos ígneos “entre el 30 de mayo y el 8 de junio” causaron “millones de dólares en daños”, por lo cual se justifica que la entidad asista a los ciudadanos de la ciudad más poblada del estado a través de los préstamos convenientes que suele brindar, con tasas muy favorables y plazos de pago de hasta 30 años.

“Los préstamos son necesarios porque las empresas no solo deben lidiar con la pandemia -que ya creó dificultades financieras significativas en todo el estado- sino también con este daño financiero adicional que generaron los incidentes”, destacó la máxima autoridad estatal.

Inmediatamente después del anuncio comenzaron las consultas de todos los damnificados para saber cómo participar de esta iniciativa y solicitar su préstamo. Sin embargo, cabe aclarar que aún falta la aprobación por parte de la SBA, algo que Wolf descuenta conseguir.

En el caso de que la SBA dé vía verde al pedido del gobernador, comenzarán a habilitarse las solicitudes, que contarían con requisitos formales y plazos de recepción aún no establecidos.