Washington Football designa a Jason Wright como presidente y se convierte en el primer afroamericano en ocupar ese cargo en la NFL

Foto: Alex Brandon - AP

El ex jugador de 38 años, quien se desempeñó en la liga por siete temporadas, ha trabajado como consultor los últimos años y se convierte también en el presidente más joven en liderar una franquicia.  

El equipo de la NFL Washington Football nombró a Jason Wright como el nuevo presidente de la franquicia, una designación que lo posiciona como el primer afroamericano en la historia en ocupar este cargo dentro en un equipo de la liga.

A través de un comunicado, el dueño del equipo, Dan Snyder, se manifestó sobre el histórico nombramiento: “Si pudiera diseñar un líder personalizado para este importante momento de nuestra historia, sería Jason. Su experiencia como ex jugador, junto con su visión para los negocios, le da una perspectiva que no tiene rival en la liga. No descansaremos hasta que seamos un equipo de calibre de campeonato, dentro y fuera del campo”.

El ex corredor durante su carrera jugó para los 49ers, Falcons, Browns y Cardinals. Después de su retiro en 2011 obtuvo un MBA de la Universidad de Chicago y se desempeñó como socio por 7 años de la firma consultora McKinsey & Company, donde colaboró en la reorganización de agencias del gobierno, así como asesorías para grandes industrias y universidades.

Wright llega para reemplazar a Bruce Allen, el anterior presidente del equipo quien fue despedido al final de la temporada pasada y se encargará de las divisiones de operaciones, finanzas, ventas y marketing en un momento que la franquicia está cambiando su nombre e imagen después de 87 años porque la nomenclatura del club era considerada ofensiva para los nativos de Estados Unidos.

“La transformación del equipo de fútbol de Washington se está produciendo en todos los aspectos de la organización, desde el fútbol hasta las operaciones, la marca y la cultura, y nos convertirá en una franquicia verdaderamente moderna y con aspiraciones. Queremos establecer nuevos estándares para la NFL”, manifestó Jason Wright en un comunicado.

A pesar de los cambios en la cultura organizacional que adelanta el equipo, también enfrenta a un escándalo que difundió The Washington Post por las acusaciones de 15 mujeres que trabajaban en el club y declararon haber sido víctimas de acoso sexual durante su estadía con el equipo.

En una entrevista televisiva, Wright declaró que “no era el mejor jugador del mundo”, pero siempre se relacionó con el personal de negocios de los equipos y aprendió de marketing, relaciones públicas y finanzas. En ese sentido, apuntó a una transformación de la cultura para garantizar “una organización de la que la gente quiere formar parte, y que en sí misma comenzará a expandir el valor de la franquicia y hará que las cosas buenas pasen “.

Cerca del 70% de los jugadores en la NFL son afroamericanos, sin embargo, solo un 20% de los altos cargos gerenciales son ocupados por personas de color dentro  de las 32 franquicias de la liga.

Translate »