Trump refutó las declaraciones del director de los CDC sobre las mascarillas

Foto: Alex Brandon / Foto AP

El mandatario contradijo la aseveración de Robert Redfield acerca de los beneficios de los barbijos por sobre el de una posible vacuna, e insistió en la importancia de lograr un avance científico efectivo.  

El presidente Donald Trump refutó la afirmación del director de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, Robert Redfield, quien dijo que los barbijos “ofrecen más garantías de protección que las vacunas” y, al respecto, el mandatario dijo que “quizá lo entendió mal”.

Durante una conferencia de prensa, Redfield dijo a la Comisión de Asignaciones del Senado que cuenta con “evidencia clara” de que los barbijos funcionan “con una inmunidad del 70%”, algo que aún no está garantizado con las vacunas. “Afirmo que las mascarillas son la herramienta de salud pública más importante y poderosa que tenemos”, dijo.

La controversial declaración hizo que el mandatario nacional saliera al cruce para desestimar esa afirmación, al decir que el director de los CDC “cometió un error cuando dijo eso”. “En lo que respecta a las mascarillas, espero que la vacuna sea mucho más beneficiosa que los barbijos”, replicó.

Posteriormente, Redfield respondió en un comunicado la confusión que produjo su testimonio, aunque no hizo una mención precisa.

“Una vacuna para el COVID-19 es lo que hará que los estadounidenses vuelvan a la vida cotidiana normal. La mejor defensa que tenemos actualmente contra este virus son los importantes esfuerzos de mitigación de usar una mascarilla, lavarse las manos, el distanciamiento social y tener cuidado con las multitudes”.

El cuestionamiento del presidente Trump hacia las mascarillas fue defendido por la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Kayleigh McEnany, quien informó que el líder republicano “siempre ha apoyado el uso de mascarillas”.

Por su parte, el principal referente en Estados Unidos en la lucha contra el Coronavirus, Anthony Fauci, ha defendido el uso masivo de mascarillas porque a pesar de que “no son 100% protectoras”, es mejor que no usarlas, debido a que “previenen y protegen”.

Desde el inicio de la pandemia, el presidente se ha negado a usar una mascarilla facial, inclusive declaró que no utilizaba una máscara porque “no le quiero dar a la prensa el placer de verme con barbijo”. Luego cambió su discurso y dijo que: “Si estuviera en una situación difícil con la gente, me pondría uno, absolutamente”

Translate »