Trump desvía su respuesta en el debate presidencial y evita condenar a los supremacistas blancos

Foto: AP / Julio Cortez

Cuando el presidente fue consultado sobre condenar a los “supremacistas blancos y los grupos de milicias”, dijo estar dispuesto, aunque esquivó la pregunta diciendo “todo lo que veo es del ala izquierda, no del ala derecha”

Durante el primer debate presidencial, el mandatario Donald Trump evadió condenar a los supremacistas blancos, y si bien estuvo de acuerdo en “pedirles que den un paso atrás”, dijo que ha visto más violencia en los sectores de izquierda que en los de derecha.

“Estoy dispuesto a hacer cualquier cosa. Quiero ver paz”, respondió el mandatario al moderador Chris Wallace sobre su pregunta, mientras que Biden incitaba la respuesta del presidente diciendo “dígalo, hágalo, dígalo” y el mandatario fue en busca de mayor precisión por parte del árbitro del debate: “¿A quién le gustaría que yo condenara?”.

Posteriormente, Trump manifestó: “Proud Boys den un paso atrás y permanezcan preparados, pero les digo algo, les diré que alguien tiene que hacer algo con Antifa y la izquierda porque esto no es un problema del ala derechista”.

De acuerdo con la organización de derechos civiles Southern Poverty Law Center, el grupo “Proud Boys” (Chicos Orgullosos, en inglés) es considerado como un sector de odio. Se describen como “una organización fraternal pro-occidental para hombres que se niegan a disculparse por crear el mundo moderno” y apoyan al mandatario en su mensaje de “restaurar la ley y el orden” contra las protestas raciales.

El grupo reaccionó con un mensaje en la red social Telegram respaldando al presidente Trump al publicar un logotipo que decía “retrocede y espera”, lo cual fue apoyado por un partidario que escribió mensajes como “en espera” y “sí señor, estamos listos”.

Las declaraciones de Trump no tardaron en caldear los ánimos en el sector demócrata. En ese sentido, Joe Biden escribió en su cuenta de Twitter “esta es la América de Donald Trump”, sobre un chat donde se ve que un destacado Proud Boy expresó: “Trump básicamente dijo ve a joderlos, esto me hace muy feliz”.

De la misma manera, la representante por Nueva York, Alexandria Ocasio Cortez, tuiteó que “Donald Trump es un supremacista blanco” y luego agregó en otro mensaje que “esto es fascismo a nuestra puerta”.

A la denuncia también se sumó el líder de la mayoría del Senado, Charles Schumer, quien escribió un contundente tweet contra el líder republicano. “Se le pidió al presidente Trump que condenara la supremacía blanca. Él se negó. Les dijo a los supremacistas blancos que ‘se aparten y se mantengan al margen’. El presidente Trump es una desgracia nacional y los estadounidenses no lo tolerarán”, fustigó. 

Translate »