Tom Wolf anunció que Wren Manufacturing establecerá su sede en Pensilvania y ofrecerá 360 nuevos puestos de trabajo

Foto: wrenkitchens.com

Se trata de una empresa fabricante de cocinas del Reino Unido, que instalará su sede en el país y construirá su primera planta de fabricación en dos ubicaciones en el condado de Luzerne.

El gobernador de Pensilvania, Tom Wolf, informó que la empresa británica fabricante de gabinetes de cocina personalizados Wren Manufacturing, Inc., ofrecerá 360 nuevos empleos con la constitución de su sede en el estado y la construcción de su centro de fabricación en Hanover Industrial Estates en Hanover Township y Sugar Notch Borough.

“Esta medida marcará una gran diferencia en esta comunidad del condado de Luzerne, haciendo disponibles casi 400 nuevos puestos de trabajo a medida que nuestra economía avanza hacia la recuperación”, dijo el gobernador Wolf en un comunicado. Asimismo, resaltó que esta decisión habla de los beneficios que puede ofrecer Pensilvania a las empresas que buscan crecer y expandirse.

Esta compañía está revolucionando el mercado ofreciendo un servicio en línea de compra que les permite a sus clientes personalizar el producto y, a través de una experiencia virtual, poder visitar la red de centros de minoristas. Los planes de inversión incluyen más de 15 millones de dólares para una sede de fabricación e instalaciones de oficinas que brindarán soporte técnico.

Para el director de fabricación y logística de Wren Kitchen, Rafal Klimek, Estados Unidos es “el mercado de mejoras para el hogar más grande del mundo” y establecer operaciones en el condado de Luzerne “permite llegar a un gran porcentaje de la población estadounidense en un corto tiempo en automóvil”.

En septiembre de 2019 el secretario del Departamento de Desarrollo Comunitario y Económico (DCED), Dennis Davin, visitó la sede de Wren Manufacturing en el Reino Unido, donde destacó las ventajas de la fuerza laboral de la región y su relevancia para futuros inversores. 

Como parte del proyecto, el DCED otorgó a Wren Manufacturing una subvención del plan Pensilvania Primero por un total de 1.25 millones de dólares, que serán utilizados para cubrir capacitación laboral a través del programa WEDnet y créditos fiscales para la creación de nuevos empleos.