Tom Wolf anunció el levantamiento de algunas restricciones en restaurantes y otros negocios a partir del 4 de abril

Foto: Pexels.com

La medida autoriza el expendio de bebidas alcohólicas sin la compra de alimentos o un horario determinado y permite que los eventos en interiores tengan una ocupación máxima de 25% y los eventos al aire libre un 50%, independientemente del tamaño del lugar.

El gobernador de Pensilvania, Tom Wolf, anunció que debido a la disminución en los indicadores sanitarios por COVID-19 la capacidad para comidas en interiores aumentará a partir del 1 de abril al 75% para los restaurantes que demuestren que cumplen con los estándares de mitigación establecidos, mientras que los comedores que no cumplan con las pautas podrán elevar su aforo al 50%.

El mandatario señaló que la orden de capacidad al 75% también aplicará para instalaciones de servicios personales, gimnasios e instalaciones de entretenimiento como casinos, teatros y centros comerciales.

“Nuestro recuento de casos continúa disminuyendo, las hospitalizaciones están bajando y la tasa de porcentaje de positividad disminuye cada semana, todos signos muy positivos. La cantidad de personas que se vacunan aumenta a diario y vemos luz al final del túnel. Es hora de permitir que nuestros restaurantes, bares y otras empresas de servicios vuelvan a sus operaciones más normales”, dijo Wolf en un comunicado.

A pesar de la flexibilización de las medidas sanitarias, el líder demócrata exhortó a los residentes a seguir cumpliendo con todas las órdenes de seguridad para garantizar la protección de todos. “Sigue usando máscara, distanciamiento social y, por favor, vacúnate cuando sea tu turno”, destacó.

Debido al descenso en las cifras de casos, muertes y hospitalizaciones en todo el estado, el gobierno de Pensilvania había autorizado a principios de mes que los eventos en interiores alberguen hasta un 15% de su capacidad y los eventos al aire libre hasta un 20%. De igual manera, las restricciones de viaje se eliminaron.

Aunque todavía faltan 3 semanas para que las nuevas reglas entren en vigor, voceros de la industria gastronómica en el estado calificaron como positivo el anuncio del gobernador Wolf.

“Lo que hizo hoy tiene mucho sentido”, expresó John Longstreet, presidente y director ejecutivo de la Asociación de Restaurantes y Alojamiento de Pensilvania.

Por su parte, Chuck Moran, director ejecutivo de la Asociación de Tabernas y Bebidas con Licencia de Pensilvania, dijo que “muchos restaurantes ni siquiera podrían llegar al 50% sin sus asientos en el bar”.

Mientras tanto, Pensilvania avanza con un plan de vacunación que ha logrado administrar 3,5 millones de residentes, de los cuales 1,1 millones ya están totalmente inmunizados. Las metas apuntan a que el antídoto esté disponible para todos los adultos desde el 1 de mayo.

Translate »