Tom Wolf anunció el desarrollo de un proyecto de energía solar que producirá casi el 50 % de la electricidad de Pensilvania

Foto: governor.pa.gov

El gobernador detalló que la obra implica la construcción de siete nuevos conjuntos de energía solar por un total de 191 megavatios, convirtiéndolo en el mayor compromiso de energía limpia de cualquier gobierno de Estados Unidos hasta la fecha

El gobernador de Pensilvania, Tom Wolf, anunció que a través del proyecto de energía verde PULSE (Proyecto para utilizar la luz y la energía solar) se construirán siete paneles solares que entrarán en funcionamiento el 1 de enero de 2023 en los condados de Columbia, Juniata, Montour, Northumberland, Snyder y York.

Se espera que una vez que concluya la construcción total del proyecto de 191 megavatios, genere 361.000 megavatios-hora de electricidad por año, suministrando aproximadamente la mitad de la electricidad utilizada por el gobierno estatal.

El gobernador Wolf, dijo que el objetivo del proyecto es “liderar con el ejemplo” y “reducir las emisiones de gases de efecto invernadero para reducir los riesgos del cambio climático en Pensilvania”. Esto incluye disminuir significativamente el uso de energía y perseguir un objetivo ambicioso de obtener “al menos el 40 % de la electricidad a partir de energía limpia generada en el estado”, explicó.

De acuerdo con el gobierno estatal, el proyecto solar creará más de 400 empleos y comenzará a reducir las emisiones de dióxido de carbono en todo el estado en 157.800 toneladas métricas cada año, el equivalente a las emisiones de casi 27.000 hogares o sacar 34.000 automóviles de las carreteras.

El Departamentos de Servicios Generales y Protección Ambiental contrató a Constellation, un proveedor de generación de electricidad con licencia de la Comisión de Servicios Públicos de Pensilvania para asegurar un contrato de suministro con precio fijo por 15 años.

De acuerdo con el Secretario de Servicios Generales, Curt Topper, el contrato con Constellation brindará protección de precios a largo plazo y certeza presupuestaria.

En 2019, el gobernador Wolf estableció el objetivo de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero de Pensilvania en un 26 % para 2025 y un 80 % para 2050, tomando como referencia los niveles de 2005.

Según la Evaluación de Impactos Climáticos de Pensilvania en 2020, la temperatura promedio del estado ha subido casi 2° desde 1901, y la precipitación anual promedio del estado ha aumentado alrededor del 10%, mientras que los eventos climáticos extremos han aumentado.

Las proyecciones detallan que a menos que se reduzcan las emisiones de gases de efecto invernadero, para 2050 todos los condados estarán 4.9°  más calientes que en 2000.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate »