Senadores republicanos presentaron un proyecto de ley de estímulo reducido

Foto: Gage Skidmore

La legislación propuesta por la banca republicana busca definir un acuerdo con los demócratas, que no se ha logrado desde el 31 de agosto, cuando vencieron los fondos de la Ley CARES.

Los senadores republicanos presentaron un nuevo paquete de estímulo que incluye 300 dólares adicionales para los trabajadores hasta el 27 de diciembre y una extensión de fondos del Programa de Protección de Cheques de Pago (PPP) a las pequeñas empresas.

El líder de la mayoría en el Senado, Mitch McConnell, dijo a través de un comunicado que “la mayoría republicana del Senado está presentando una nueva propuesta, centrada en algunos de los problemas económicos, educativos y de salud más urgentes”.

El ofrecimiento republicano, que suma 500 mil millones de dólares, incluye el gasto de 300 dólares semanales de beneficio por desempleo. Una cifra que representa un 50% menos en comparación con el dinero que fue asignado hasta el 31 de agosto, cuando vencieron los fondos de la Ley CARES.

También se proponen 258 mil millones de dólares para ampliar el Programa de Protección de Cheques de Pago (PPP) para pequeñas empresas y 105 mil millones de dólares para escuelas y universidades.

Asimismo, apuestan por 10 mil millones de dólares para el Servicio Postal, de cara a unas elecciones presidenciales que prometen tener al voto por correo como protagonista. El planteamiento se aleja de la propuesta que han puesto sobre la mesa los demócratas, por un valor total de 25 mil millones.

Se espera que la votación sobre la medida se concrete esta semana, aunque se necesitará de 60 votos para darle marcha al proyecto de ley. Un escenario complejo debido a que los republicanos no controlan esa cantidad de escaños en el Senado y la banca demócrata ya manifestó su oposición a la propuesta.

A través de un comunicado conjunto, la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, y el líder demócrata del Senado, Chuck Schumer, declararon que el proyecto republicano está cargado de “píldoras venenosas” y no pueden apoyarlo.

“Este proyecto de ley demacrado solo tiene la intención de ayudar a los senadores republicanos vulnerables al darles un voto de ‘marcar la casilla’ para mantener la apariencia de que no son rehenes de su extrema derecha, que no quiere gastar un centavo para ayudar gente”, argumentaron los legisladores demócratas.

La falta de acuerdo entre demócratas y republicanos se ha perpetuado desde que el presidente Donald Trump decidió extender los beneficios por desempleo hasta fin de año debido a la falta de consenso.  

Mientras tanto, las negociaciones siguen estancadas entre la propuesta republicana, que apunta a 500.000 millones de dólares, pero que los demócratas ya han rechazado por ser muy inferior a su plan de alivio, que inicialmente era de 3 mil millones de dólares y propusieron bajarlo a 2 mil millones para llegar a un acuerdo que aún no se define.

Translate »