Rechazan el pedido del partido republicano de colocar fiscalizadores en oficinas de votación de Filadelfia

Foto: The White House - Flickr

Los asesores del presidente habían propuesto instalar veedores que controlaran a las personas que se anotan para votar o rellenan boletas en los centros de sufragio de la ciudad.

Un juez rechazó el pedido de la campaña de Donald Trump para instalar veedores de su partido para controlar a las personas que se registren o completen boletas en las oficinas de votantes de Filadelfia.

El juez Gary Glazer escribió su opinión en 14 páginas en las que cita que la ley de la ciudad no permite que representantes de ningún partido fiscalicen los sitios a donde se acercan las personas a votar.

Esta situación se da luego que el presidente enviara a varios observadores a las oficinas de la ciudad y que fueran expulsados. Cabe recordar que, una semana antes, Filadelfia activó siete oficinas satélite para que los votantes pudieran registrarse, solicitar boletas por correo y enviarlas.

El propio Trump llevó este tema al debate presidencial, que se dio el pasado 29 de septiembre, donde expresó: “Como saben hoy, hubo un gran problema. En Filadelfia, entraron a mirar. Se les llama observadores electorales. Es una cosa muy segura y muy agradable. Fueron expulsados. No se les permite mirar. ¿Sabes por qué? Porque suceden cosas malas en Filadelfia”.

De acuerdo con los funcionarios y abogados electorales de Pensilvania, el marco legal del estado no permite ni siquiera a un observador electoral certificado dentro de una oficina electoral. En ese sentido, la secretaria de estado, Kathy Boockvar, dijo que los derechos legales que argumenta la campaña de Trump son “absolutamente inexactos”.

Translate »