Otra jornada de tiroteos en Filadelfia deja tres muertos y seis heridos

Foto: AP

Dos de los muertos son adolescentes, mientras que dos de los heridos se encuentran en gravísimo estado. No hubo detenidos y crece la preocupación en la ciudad por la proliferación de armas ilegales.

La violencia en Filadelfia no da tregua en 2021, ya que la ciudad se acerca velozmente a los 100 homicidios en lo que va del año, con un promedio espeluznante de más de un asesinato por día.

Este jueves no fue la excepción, debido a que se contabilizaron tres personas asesinadas y seis heridas en tiroteos registrados en tres zonas distintas de la ciudad, lo que permite llegar a un total de 97 homicidios en lo que va del año.

De esta manera, Filadelfia tiene un 37% más de asesinatos que el mismo período de 2020, que ya de por sí fue el año más mortal en décadas, una situación que se repitió en buena parte del país.

Dos de los muertos son adolescentes de 15 y 16 años, mientras que el restante fallecido era un joven de 24 años. En tanto, dos de los heridos se encuentran en gravísimo estado y pelean por su vida.

El episodio más grave de todos, que dejó a todos los involucrados muertos o con heridas de gravedad, sucedió a plena luz del día (3 p.m.) al 1400 de la 76 Street. Por motivos que se investigan, un tirador abrió fuego de imprevisto contra cuatro personas que se encontraban juntas: un adolescente de 16 años, dos jóvenes de 19 y 24 años y un hombre de 30 años.

Como consecuencia de la balacera, el adolescente de 16 años y el joven de 24 años fallecieron en el lugar o camino al hospital, mientras que las otras dos personas pelean por su vida y se encuentran internados en estado reservado en el Centro Médico Lankenau.

“Escuché muchos disparos, por lo que me puse de pie y me asusté, porque no sabía de dónde venían”, relató a los medios Valerie Owens, una mujer que vive en un apartamento a pocas cuadras de la balacera.

La mujer y su nieto, que se encontraba junto a ella, salvaron su vida de milagro, debido a que una bala perdida ingresó a su propiedad e impactó en la ventana que da a la calle.

“Si mi nieto hubiera estado sentado donde suele hacer las tareas de la escuela, seguramente hubiera recibido el disparo”, se aterrorizó la abuela.

Más adelante, cerca de las 7.30 p.m., tres adolescentes -dos varones y una mujer- de 15 años se encontraban en proximidades de una cancha de baloncesto ubicada al 5500 de Christian Street. Nuevamente, sin motivos aparentes, un hombre pasó a su lado y comenzó a dispararles.

Producto del tiroteo, uno de los adolescentes falleció en el Hospital Infantil de Filadelfia, mientras que los otros dos permanecen internados en el mismo centro de salud, aunque fuera de peligro.

El último episodio, que afortunadamente no dejó víctimas fatales, fue protagonizado por una mujer de 38 años y un joven de 19 años, que sufrieron sendos disparos cuando se encontraban al 1900 de Tasker Street.

El hombre recibió una bala en su pierna mientras se encontraba en la calle, mientras que la mujer fue alcanzada por un tiro perdido que ingresó en su vivienda. Ambos están fuera de peligro y en condición estable.

El punto en común entre los tres episodios, además de la falta de un móvil concreto que pueda ser identificado para entender una posible causa de los disparos, es la falta de personas identificadas o arrestadas.

Tampoco se ha podido recuperar ninguna de las armas utilizadas en los tiroteos, en medio de las quejas constantes por la recurrente proliferación de armas ilegales en la ciudad.

Translate »