Observadores internacionales en las elecciones de EE.UU: “No encontramos ninguna violación de las reglas”

Foto: Michael Forster Rothbart / OSCE

Una misión de observadores electorales desestimó los señalamientos de fraude en los comicios por parte de Donald Trump, debido a que no identificaron ninguna evidencia que respalde sus acusaciones.  

El jefe de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE), Michael Georg Link, quien forma parte de una delegación internacional que monitorea los comicios, manifestó que los señalamientos de “fraude” del presidente Donald Trump contra el voto por correo no tienen fundamento, ya que el día de las elecciones no pudieron identificar “ninguna violación” en el proceso de votación.

De acuerdo con el representante de la OSCE, el miércoles se detectaron algunos errores en cuanto a los derechos de votantes y consecuencias derivadas del financiamiento de campañas, pero eso detalles no significa una “interferencia sistémica o incluso manipulación con las boletas postales de ningún tipo”.

En una entrevista para la emisora pública alemana rbb, Georg Link se mostró “muy sorprendido” acerca de la opinión del presidente Trump sobre un sistema de votación a distancia que ha funcionado en el país por más de 100 años.

En ese sentido, consideró que el líder republicano no tiene “el derecho ni la posibilidad de detener el conteo” de los votos por correo, considerando que “es una responsabilidad” que “recae exclusivamente en los estados “.

La misión internacional de observación electoral contó con 102 observadores de 39 países, integrada por 50 expertos y observadores desplegados por la Oficina de Instituciones Democráticas y Derechos Humanos de la OSCE (OIDDH), más 52 parlamentarios y personal de la Asamblea Parlamentaria.

“Las acusaciones infundadas de deficiencias sistemáticas, en particular por parte del actual presidente, incluso en la noche de las elecciones, dañan la confianza pública en las instituciones democráticas”, dijo Georg Link en un comunicado de la OSCE.

La noche del 3 de noviembre, la tendencia de los resultados electorales se inclinaban a favor de Trump por los escrutinios del voto presencial, pero desde la madrugada del miércoles las papeletas por correo revirtieron la balanza hacia Biden en varios estados claves y hasta momento se ubica a 6 votos electorales de la victoria.

A pesar de los intentos de la campaña de Trump para detener el conteo de votos por correo en estados clave como Michigan, Georgia y Pensilvania, los republicanos sufrieron un revés judicial para su petición en las tres regiones.

En este contexto, el presidente Trump ha escrito varios mensajes en su cuenta de Twitter durante la tarde, los cuales han sido marcados como engañosos por la red social, ya que en muchos de ellos escribió mensajes pidiendo que se detenga el conteo y aseguró tener “muchas pruebas” de “fraude electoral estatal”.

Translate »