Nueva York inauguró una nueva oficina de la Cámara de Comercio Caribeña Americana

Foto: Tw @NYCMayor

La flamante sede funcionará en Caton Flats, Brooklyn. El acto contó con un homenaje a su fundador.

La Administración de Blasio inauguró una nueva oficina perteneciente a la Cámara de Comercio Caribeña Americana (CACCI, por sus siglas en inglés).

El acto se desarrolló en Caton Flats, Brooklyn, y contó con la presencia de miembros de la comunidad junto con autoridades de la Corporación de Desarrollo Económico de Nueva York (NYCEDC), del Departamento de Servicios para Pequeñas Empresas (SBS) y de los funcionarios electos.

“Durante casi 40 años, la CACCI ha sido un recurso tremendo que ha hecho del Sueño Americano una realidad para las poblaciones marginadas”, expresó la concejal Farah N. Louis.

La funcionaria, es al mismo tiempo vicepresidenta del Caucus de afroamericanos, latinos y asiáticos, por lo que es una referente de la comunidad.

En este sentido, Louis aseguró que la creación de la nueva sede es un “aporte integral para ayudar a las empresas en propiedad de inmigrantes, minorías y mujeres a acceder a más oportunidades”.

Funciones

Desde el gobierno de la ciudad señalaron que los objetivos de la nueve sede son:

  • Crear oportunidades de desarrollo empresarial y trabajo en red con los sectores público y privado.
  • Brindar servicios de asesoramiento y asistencia técnica confidenciales y gratuitos en el lugar para pequeñas empresas.
  • Impartir seminarios sobre negocios en propiedad de minorías y mujeres, educación financiera y servicios comerciales.
  • Asistir a los involucrados para aumentar las exportaciones con base en el Caribe a la ciudad de Nueva York.
Homenaje

La ceremonia contó con un homenaje al Doctor Roy Hastick, fundador de CACCI en 1985, considerado como un visionario e impulsor de la asociación entre “los proveedores caribeños-estadounidenses y propietarios de pequeñas empresas, para crear oportunidades de desarrollo, comercio e inversión entre los Estados Unidos y el Caribe”.  

Bill de Blasio, alcalde de Nueva York, comentó que «su legado sigue vivo en la nueva sede permanente de la Cámara de Comercio e Industria del Caribe Americano y el Mercado de Caton Flats, espacios que estimularán la recuperación de nuestras pequeñas empresas y nos traerán de regreso más fuertes que antes”.

También estuvo presente la hija del homenajeado, Renee Hastick-Motes, que destacó la figura de su padre: “Su visión siempre fue promover el desarrollo de pequeñas empresas, el comercio y las oportunidades de inversión entre los Estados Unidos y el Caribe”.

Además, destacó la importancia de la flamante sede: “Este espacio es fundamental para fortalecer el poder económico de las comunidades caribeñas, afroamericanas y otras comunidades minoritarias de Brooklyn”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate »