Nabisco cerrará su fábrica en Nueva Jersey para finales de verano y 600 personas perderán sus puestos de trabajo

Foto: Flickr

La empresa fabricante de galletas Oreo pondrá fin a las operaciones de su planta ubicada en la ciudad de Fair Lawn, tras 63 años de funcionamiento, para “enfocarse en sitios que están mejor posicionados para satisfacer sus necesidades futuras”.

La división norteamericana de la empresa matriz de Nabisco, Mondelez International, anunció que cerrará a finales de agosto o principios de septiembre su planta de fabricación ubicada en el condado de Bergen, Nueva Jersey, dejando sin empleo a cerca de 600 personas.

La empresa ya había anticipado a los trabajadores y al sindicato la decisión de cerrar la instalación de Fair Lawn y una planta de 80 años de antigüedad en Atlanta, para centrar sus operaciones en Virginia, Chicago y Portland.

“Tanto Fair Lawn como Atlanta ya no son activos estratégicos desde una perspectiva geográfica y ambos enfrentan desafíos operativos importantes, incluida la infraestructura obsoleta y las capacidades de producción, que habrían requerido una inversión significativa para llevarlos al estado modernizado requerido para el futuro”, informó la compañía en un comunicado.

La portavoz de la organización, Laurie M. Guzzinati, indicó que el cierre “no fue una decisión fácil de tomar”, pero destacó que todavía tienen un compromiso muy fuerte con Nueva Jersey debido a que la sede de Mondelēz permanece en East Hanover, donde trabajan 1.500 personas.

A la vez, la representante aseguró que los empleados recibirán indemnizaciones y otros beneficios, incluidos servicios de reubicación y apoyo de transición que se acordarán con su sindicato.

Por su parte, el gobernador Phil Murphy manifestó este viernes durante una rueda de prensa que no estaba satisfecho con la decisión o la forma en que Mondelēz había manejado la situación. “Tuvimos muchas deliberaciones con esta gente. Hay cientos de sindicalistas que se verán afectados por esto”, dijo.

Translate »