Murphy firma 3 proyectos de ley para que el voto por correo predomine en los comicios de noviembre

Foto: Flickr gobernador Murphy

El mandatario demócrata apuesta por la modalidad de voto por correo que se impuso en las elecciones primarias del estado debido al Coronavirus. 

El gobernador de Nueva Jersey, Phil Murphy, firmó una legislación que tiene como objetivo el uso mayoritario del voto por correo en las elecciones presidenciales del 3 de noviembre y justificó que “incluso frente a una pandemia, estamos firmemente comprometidos a garantizar unas elecciones generales seguras e inclusivas”.

Parte de las propuestas de Murphy incluyen que a partir del 19 de septiembre se activen -durante las 24 horas y con cámaras de seguridad- los buzones, para que los electores comiencen a enviar sus boletas 45 días antes del día de los comicios.

Asimismo, un proyecto de ley solicita que la autoridad encargada de las elecciones en Nueva Jersey diseñe y divulgue material informativo sobre la votación por correo y sus bondades, así como la difusión de contenido relacionado con el procedimiento para validar el estado de una boleta enviada por correo.

Adicionalmente, otra medida establece que ninguna boleta enviada por correo sea rechazada en caso de que el sobre contenedor presente algún defecto, además de poder contar con un sistema de monitoreo que le permita al elector confirmar que su boleta fue recibida correctamente.

De la misma manera, la disposición contempla que si por algún motivo alguna boleta es rechazada, la junta electoral le notifique al votante con un margen de 24 horas y le permita solventar el inconveniente con la papeleta.

Aunque la campaña de Donald Trump denunció hace pocos días al gobernador demócrata por promover masivamente la votación por correo, el propio líder del estado replicó que defenderá “enérgicamente” esta modalidad de votación y seguirá “adelante” con el sistema que se utilizó durante los comicios primarios.

La denuncia de los republicanos se originó porque el mandatario de Nueva Jersey anunció que continuará con sus planes de enviar 6,2 millones de boletas para todos los electores registrados y a la vez establecer ciertos lugares de votación en persona, pero de forma limitada.

Según los abogados que representan al equipo del presidente Trump, el gobernador llevó a cabo “una toma de poder descarada” al intentar distribuir las papeletas en los domicilios de todos los votantes registrados. Un sistema de votación que el presidente en numerosas oportunidades ha manifestado que podría “facilitar el fraude”.

Translate »