Mike Pence en su visita a Pensilvania: “No vamos a desembolsar a la policía, ni ahora ni nunca”

Foto: @Mike_Pence

El vicepresidente manifestó su respaldo a los oficiales de seguridad en nombre de toda la administración Trump y aseguró que el servicio de los oficiales no será en vano.

El vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, visitó a los agentes de la Policía de Filadelfia durante un evento de Orden Fraternal del cuerpo de seguridad. El ladero de Trump dejó claro el mensaje de que el recorte de fondos a las fuerzas no es la solución a los problemas.

“Los respaldamos, los apoyamos y los amamos. Con la ayuda de Dios, el sentido común y la decencia del pueblo estadounidense, nos aseguraremos de que su servicio nunca sea en vano”, manifestó el vicemandatario en su discurso.

Mike Pence, dijo que la administración de Donald Trump en estos momentos está escuchando, aprendiendo y liderando. Seguidamente, señaló al candidato demócrata Joe Biden por decir que la policía “‘se convirtió en el enemigo por estar bien armada” y señalar que el Gobierno Federal recortaría “absolutamente los fondos para la aplicación de la ley”, a lo que el vicepresidente respondió: “No vamos a desembolsar a la policía, ni ahora ni nunca”.

Durante la ceremonia, Pence elogió la labor de los oficiales a quienes calificó de “increíbles” y les manifestó que “siempre estaremos con los de la delgada línea azul”. “Sabemos que arriesgas tu vida porque amas a todas las familias de esta comunidad. Sabemos que tiene la carga de nuestra seguridad. Y siempre estaremos contigo”, expresó el vicepresidente.

Como parte de su visita a Pensilvania, también asistió a una mesa redonda junto a un fabricante suburbano de tecnología de comunicación inalámbrica local y participó en una recaudación de fondos para beneficiar la campaña de reelección del presidente Donald Trump.

Simultáneamente, Joe Biden se movilizó por una planta de metalurgia en Dunmore, en el noreste  de Pensilvania, donde conversó  sobre sus planes de recuperación económica para el país. Demócratas y republicanos coincidieron en su visita a un estado en el que Donald Trump ganó en 2016, aunque las más recientes encuestas favorecen esta vez a su contrincante.

Translate »