López Obrador reclamó a Estados Unidos un cambio en su política hacia Cuba

Foto: presidente.gob.mx

El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, apeló hoy a la “sensibilidad política” de su par de Estados Unidos, Joe Biden, para que Washington cese el bloqueo y termine “la política de agravios hacia Cuba”.

«El Gobierno que represento llama respetuosamente al Gobierno de Estados Unidos a levantar el bloqueo contra Cuba, porque ningún Estado tiene derecho someter a otro pueblo, a otro país», remarcó López Obrador.

El mandatario, que expresó estos conceptos en un acto por los 211 años de la independencia de su país, tenía una razón clave para hablar del tema: su par cubano, Miguel Díaz-Canel, estaba entre los asistentes.

López Obrador reseñó palabras de George Washington sobre que las naciones «no deben aprovecharse del infortunio de otros pueblos», y advirtió que “se ve mal que el Gobierno de Estados Unidos utilice el bloqueo para impedir el bienestar del pueblo de Cuba con el propósito de que esté obligado por la necesidad a enfrentar a su propio Gobierno».

Para el jefe de estado mexicano, aún si esa «perversa estrategia» fuera exitosa, se trataría de «un triunfo pírrico, vil y canallesco, una mancha de esas que no se borran ni con toda el agua de los océanos».

López Obrador expresó entonces que, atento a que Biden «posee suficiente sensibilidad política», esperaba que actuara con grandeza y terminara con esa política de Washington hacia la isla, una tarea para la que reclamó también la ayuda de la comunidad cubano-estadounidense.

«Hay que dejar atrás resentimientos, entender las nuevas circunstancias y buscar la reconciliación. Es tiempo de la hermandad y no de la confrontación», concluyó, según las agencias Sputnik y AFP.

Díaz-Canel, a su turno, agradeció la «solidaridad» de México en momentos en que Cuba enfrenta «los embates de una guerra multidimensional» con el bloqueo económico reforzado y una «agresiva campaña de odio, desinformación, manipulación y mentiras» en redes sociales, además de la pandemia del COVID-19.

La presencia de Díaz-Canel en México marca el primer viaje al exterior del mandatario cubano desde las protestas contra su administración de julio, que derivaron en sanciones de parte de Estados Unidos a varios funcionarios cubanos.

Históricamente, México y Cuba mantuvieron relaciones cercanas y fue en su capital donde se conocieron Fidel Castro y Ernesto «Che» Guevara, y en su territorio se prepararon los insurgentes que en 1956 fueron a bordo del Granma en busca de derrocar la dictadura de Fulgencio Batista.

Más aún, tras la expulsión de Cuba de la OEA, en 1962, México fue el único país que mantuvo relaciones diplomáticas con La Habana.

Translate »