La tormenta de nieve podría afectar la entrega de las vacunas en la costa este

Foto: FedEx

Este miércoles y jueves gran parte de la región se verá afectada por una importante precipitación. De acuerdo a los pronósticos, habrá problemas en el tránsito y cortes de energía.

La tormenta de nieve que afectará entre este miércoles y jueves a gran parte de la costa este se encuentra cerca de ocasionar un efecto colateral de suma importancia en el contexto nacional, ya que la entrega de las vacunas de Pfizer podría verse afectada.

Según los pronósticos, Nueva York, Nueva Jersey y el este de Pensilvania estarían afectados por las fuertes precipitaciones. En la Gran Manzana, inclusive, se aguarda hasta un metro de nieve acumulada, algo que podría repetirse en otras localidades.

Sin embargo, la variabilidad en la dirección de la tormenta hace difícil prever un diagnóstico claro de su trayectoria, lo que impide conocer en dónde impactará con mayor fuerza. Como dijo este lunes el meteorólogo de AccuWeather Tyler Roys, “cada pequeño cambio en la tormenta puede provocar grandes cambios en la cantidad de nieve en un lugar determinado”.

De todas formas, se aguarda que toda la región en general sufra complicaciones en el tránsito y se generen cortes de energía eléctrica, algo que podría complicar la logística de distribución de la vacuna de Pfizer, que requiere ser almacenada a -94 ºF de temperatura.

Si bien la entrega de las vacunas comenzó este lunes, se espera que la misma continúe a lo largo de toda la semana. De hecho, Filadelfia y Nueva Jersey recibieron sus dosis correspondientes este martes, por lo que comenzarán a vacunar un poco después que otros sitios del país.

Por ello, miércoles y jueves serían días importantes en la distribución de las vacunas y, aunque desde FedEx y UPS -las empresas a cargo de entregar las dosis- intentaron brindar tranquilidad, es probable que el calendario original sufra alteraciones.

“Tenemos planes de contingencia previstos en el caso de que se produzca algún clima severo. Contamos con un equipo de 15 meteorólogos que monitorean las condiciones en todo momento”, contó a CNN la vocera de FedEx, Shannon Davis, que aseguró que no esperan “ningún impacto significativo” en la logística.

UPS, en tanto, se excusó de brindar declaraciones a la cadena de comunicaciones, aunque informó que también cuenta con un equipo propio para evaluar las condiciones climáticas.

Por su parte, el general Gustave Perna, encargado gubernamental de la coordinación y entrega de las vacunas, afirmó que son conscientes de que el mal tiempo puede complicar el cronograma estipulado, por lo que está intentando prever todas las posibles dificultades para que no haya sorpresas.

“Mi responsabilidad de entregar vacunas seguras y efectivas significa adelantarme a este problema, por lo que estamos pensando constantemente dónde podemos ser vulnerables y cómo podemos mitigarlo”, indicó.

Translate »