Joe Biden elegirá a Pete Buttigieg como Secretario de Transporte y sería el primer miembro abiertamente gay en la historia del ejecutivo

Foto: Pete For America - Flickr

El demócrata Pete Buttigieg verá su candidatura  sometida ante la Cámara Alta una vez que Biden tome posesión del mandato el próximo 20 de enero. Los partidarios halagaron su trayectoria por basarse en infraestructuras de “próxima generación”.

El presidente electo de Estados Unidos, Joe Biden, nominará a Pete Buttigieg como Secretario de Transporte, su antiguo rival en las primarias demócratas. El funcionario fue  una revelación en la pasada campaña electoral, pasando de ser el alcalde de South Bend, una pequeña localidad de Indiana, a una sensación mediática a nivel nacional.

Conocido como “el alcalde Pete”, impactó en la campaña con su perfil que combina sus credenciales de veterano de la Guerra de Afganistán con un estilo disrruptivo, que lo llevó a presentarse abiertamente como homosexual al entrar en la política, tras haber mantenido su orientación en secreto durante su etapa militar.

Si es confirmado por el Senado, Buttigieg se convertirá en la primera persona del colectivo LGBTQ en asumir un puesto permanente de alto rango en el ejecutivo, destacó la organización Victory Institute, que milita para que este grupo tenga mayores cuotas de representación. 

En este sentido, la institución expresó que “la nominación de Pete es un hito en la lucha de décadas para asegurar que la población LGBT sea representada en nuestro gobierno y su impacto va a impactar mucho más allá del departamento que va a liderar”.

Al recibir el apoyo de Buttigieg, Biden dijo emocionado que le recordaba a su fallecido hijo Beau. “Para mí es el mayor cumplido que puedo hacer a cualquier hombre o mujer. Y, como Beau, tiene una columna vertebral como una baqueta”, dijo el próximo Jefe de Estado durante un evento en marzo.

A pesar de haber liderado una ciudad de apenas 100.000 habitantes, al futuro funcionario se le atribuyó la transformación del tráfico con su iniciativa Smart Streets, un proyecto de tres años de duración para convertir 12.9 kilómetros de vías de varios carriles en rutas de doble sentido que mejoraron el centro de South Bend. El plan recibió premios por la protección del medio ambiente.

Aunque a una escala mucho menor que los sistemas de transporte de la nación, la propuesta, así como la iniciativa de Buttigieg de convertir las alcantarillas de la ciudad en un sistema de flujo inteligente, demuestran lo que los partidarios elogiaron como una visión de infraestructura de próxima generación.

Translate »