El ejecutivo del país europeo ha hecho oficial que las competiciones regresarán en septiembre, y ha dado por  terminada la temporada como una medida para combatir la pandemia.

“Los grandes eventos deportivos no pueden realizarse antes de septiembre. La temporada de fútbol 2019 – 2020 no puede volver”, así lo anunció este martes, el primer ministro francés, Edouard Phillipe, en rueda de prensa.

Phillipe añadió que los deportes de contacto no podrán volver hasta el 11 de mayo, fecha establecida por el gobierno para liberar la cuarentena. “Los equipos de fútbol no podrán entrenar de forma colectiva,  se podrán hacer entrenamientos individuales en lugares cerrados”, aclaró.

Los planificación que había fijado el fútbol francés buscaba, inicialmente, concluir las competiciones a principios de agosto; sin embargo, el gobierno consideró  que no se contarán con las condiciones sanitarias durante los meses de junio y julio.

Las principales ligas del mundo han frenado por completo, no sólo las competiciones oficiales, sino toda actividad futbolística, y dependiendo de las decisiones que cada nación tome para levantar las medidas sanitarias,  se determinará en cada país la manera y el tiempo en que se podrá volver a las canchas.

La suspensión de la Ligue 1 causará consecuencias económicas considerables para los equipos de Francia, pues deberán enfrentar un déficit en los ingresos como nunca antes.

Translate »