Florida se transforma en el nuevo foco mundial del Coronavirus

Foto: Octavio Jones

El estado ha registrado varios días de las últimas semanas con más de 10 mil contagios. Con pocas restricciones, la evolución del brote no tiene un pronóstico favorable, mientras el gobernador minimiza la pandemia y pide “no tener miedo”.

El estado de Florida se ha transformado en los últimos días en el nuevo foco mundial de la pandemia de Coronavirus, con más de 10 mil contagios diarios y una gran preocupación de varios sectores por cómo las autoridades han manejado la pandemia hasta el momento.

En un inicio, la región había realizado “un trabajo espectacular” según el propio presidente Donald Trump, quien elogió al gobernador republicano Rob DeSantis por el bajo número de contagios que tenía el estado durante abril y mayo, cuando Nueva York y Nueva Jersey eran los sitios más afectados por la pandemia.

Sin embargo, desde finales de junio la zona comenzó a registrar una disparada inédita de casos, que llegó a ser de 12 mil en un jornada y se ha mantenido estable en un preocupante promedio de 10 mil casos diarios en las últimas semanas.

Esta situación no solo es propia de Florida, sino que se repite (en distintas escalas) en todo el denominado Cinturón del Sol, que abarca a la totalidad de la zona sur del país desde la costa este -con Florida como epicentro- hasta la costa oeste -con California como foco- pasando por Arizona, Texas y otros estados que también están siendo muy afectados por el Coronavirus.

MIentras tanto, varias situaciones preocupan a los habitantes de Florida, ya que pese a los alarmantes datos, el gobernador DeSantis continúa minimizando la situación y pidió a los ciudadanos “no tener miedo” por la situación.

Además, como en un inicio el estado venía mostrando buenos números, se decidió una reapertura indiscriminada de rubros que no fomentan el distanciamiento social, como los bares, restaurantes, gimnasios y playas, que se han visto colmadas con la llegada del verano.

También se agendó la realización de eventos masivos, como la Convención Republicana de fines de agosto, que pasó de Charlotte a Jacksonville y ya tuvo la baja confirmada de cinco senadores, quienes informaron que no asistirán por el gran número de contagios.

Esto también pone en duda el normal desarrollo de la NBA y la MLS, que tienen previsto finalizar sus temporadas en el complejo Walt Disney World de Orlando, aunque varios jugadores han dado positivo o decidieron voluntariamente no participar por la difícil situación en la región.

Translate »