El FBI investiga a una mujer de Pensilvania por el robo de una computadora de la oficina de Pelosi

Foto: J. Scott Applewhite/The Associated Press

Riley June Williams, residente de Harrisburg, tiene orden de arresto por ingresar ilegalmente al Capitolio y alterar el orden público. Una ex pareja sentimental de la acusada dijo a los federales que había sustraído el dispositivo y planeaba enviarlo a Rusia.

Las autoridades del FBI adelantan las investigaciones con respecto al caso de Riley June Williams, luego de que un hombre que se identificó como su expareja aseguró haberla visto en un video sustrayendo de la oficina de la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, lo que parecía ser una computadora portátil o un disco duro.

De acuerdo con la agencia de seguridad, el informante detalló que amigos de Williams le dijeron que “tenía la intención de enviar el dispositivo informático a un amigo en Rusia”, quien luego planeaba vendérselo al servicio de inteligencia de ese país.

Sin embargo, la declaración jurada sobre el arresto de Williams detalla que su expareja declaró el fracaso en la transferencia del dispositivo por razones desconocidas, aunque se cree que la acusada podría tener todavía el aparato o haberlo destruido.

El FBI señaló que el padre de Williams, que reside en Camp Hill, informó a la policía local que había viajado con ella a Washington el día de los disturbios, pero dijo que no estuvieron juntos y solo coincidieron al momento de retornar a Harrisburg.

Por su parte, la madre de la acusada advirtió a las fuerzas de seguridad que su hija preparó una maleta y se marchó sin dar demasiadas explicaciones, solo alegando que estaría ausente por un par de semanas.

Según las autoridades del FBI, Williams se dio a la fuga. Además, hay elementos que refuerzan esa hipótesis, ya que cambió su número de teléfono y eliminó varias de sus cuentas en redes sociales.

Translate »