El Departamento de Educación aprobó $1.6 mil millones en fondos de ayuda COVID-19 para las escuelas en Pensilvania

Foto de NeONBRAND en Unsplash

Los recursos federales apoyarán la instrucción segura en persona y cubrirán las necesidades sociales, emocionales, de salud mental y académicas, con énfasis en los estudiantes más afectados por la pandemia.

El Departamento de Educación anunció la aprobación de $1.6 mil millones del Plan de Alivio de Emergencia para Escuelas Primarias y Secundarias (ARP ESSER) del Plan de Rescate de Pensilvania, que servirán para reabrir las escuelas de manera segura y ampliar equitativamente las oportunidades para los estudiantes que más lo necesitan.

“Los fondos de ARP ESSER invertirán en nuestras escuelas ahora y les permitirán desarrollar e implementar más recursos, programas, apoyos académicos, sociales, emocionales críticos y duraderos”, dijo en un comunicado el secretario del Departamento de Educación de Pensilvania (PDE), Noe Ortega.

A principios de este año, el Departamento distribuyó dos tercios de los fondos de ARP ESSER, de los cuales Pensilvania recibió $3.3 mil millones en fondos, y con este último desembolso de $1.6 mil millones completa su asignación por un monto aproximado de 5 mil millones de dólares.

“Los estudiantes, educadores y nuestras comunidades necesitan con urgencia los fondos del Plan de Rescate Estadounidense para abordar la pérdida de aprendizaje y las dificultades creadas por la pandemia”, dijo la representante Susan Wild en el punto de cuenta del departamento.

De acuerdo con el plan educativo de Pensilvania, los fondos se invertirán con prioridad en apoyos sociales, emocionales y de salud mental, así como en el desarrollo profesional y la asistencia técnica para educadores, personal de apoyo escolar, líderes escolares y profesionales de la salud escolar.

Las instituciones educativas deberán invertir un 30% de los fondos para abordar el impacto académico del tiempo de instrucción perdido por los estudiantes.

Asimismo, el plan de educación estatal contempla que los distritos escolares desarrollen actividades académicas de aprendizaje, tutoría individualizada, socialización y desarrollo de habilidades socioemocionales y mentalidades de crecimiento.

El PDE precisó que el objetivo fundamental de estos recursos financieros es apoyar a los estudiantes y distritos escolares mientras trabajan para volver a involucrar a los alumnos afectados por la pandemia, abordar las desigualdades exacerbadas por COVID-19 y reconstruir el sistema educativo.

Translate »