El casino Wind Creek Bethlehem reabrió tras más de 100 días cerrado debido al Coronavirus

Foto: Erik Kabik

Con importantes restricciones, el sitio de entretenimiento volvió a funcionar desde este lunes. Estará abierto todos los días desde las 6 a.m. hasta las 3 a.m., cuando cerrará para realizar una limpieza profunda. Habrá menos máquinas tragamonedas y estará prohibido fumar.

El casino Wind Creek Bethlehem reabrió este lunes tras permanecer cerrado durante más de 100 días, debido a que el 15 de marzo había anunciado su cierre temporal debido al Coronavirus.

La vuelta al funcionamiento del sitio de entretenimiento será con importantes restricciones. Entre ellas, se encuentra el cierre del edificio entre las 3 y las 6 a.m. para realizar una profunda limpieza y desinfección.

Además, habrá menos máquinas tragamonedas de las habituales (estarán habilitadas 1.200, cuando en un día normal funcionan más de 3.000), lo que busca garantizar que el local funcione a menos del 50% de su capacidad, uno de los requisitos para la reapertura.

Otras dos condiciones marcarán la situación especial que funcionará dentro del edificio: la prohibición de fumar (una escena que solía ser cotidiana en el Wind Creek) y la obligatoriedad del uso de mascarillas para todos los presentes.

La vuelta del casino también significa el regreso para la mayoría de los 2.095 empleados que habían sido despedidos temporalmente por la compañía. Para esta reapertura, se contrató a 1.400, y la empresa asegura que tiene previsto seguir reincorporando a sus trabajadores a medida que el estado comience a aumentar la capacidad permitida del sitio.

Por lo pronto, Wind Creek no cree necesario reincorporar a todos sus empleados debido a que varios sectores del edificio permanecen cerrados, como las salas de póker y la sala VIP de los tragamonedas, mientras que los restaurantes estarán abiertos solo para el público del hotel.

Por todas estas limitaciones, la empresa sugirió que todos quienes quieran asistir saquen turno previamente para evitar demoras y garantizar su lugar dentro del edificio, aunque si queda sitio disponible no hay problema en visitar el casino sin agendar la visita.

Con la puesta en marcha de Wind Creek, 11 de los 12 casinos de Pensilvania han vuelto a la actividad tras el largo parate debido al Coronavirus. El único que permanece cerrado aún es el Rivers Casino de Filadelfia, debido a que las autoridades locales continúan con restricciones importantes y todavía no han informado una fecha concreta de reapertura.

Translate »