EEUU registra récord al contabilizar en un día 45.330 casos de COVID-19

Foto: Health.mill

Este viernes, la nación estadounidense cerró su conteo de fallecidos en 124.978 personas, luego de sumar un récord de 45.330 casos positivos en un solo día 

El balance provisional de fallecidos que se ubicó en 124.978 al cierre del viernes,  ha superado las estimaciones iniciales que había proyectado la Casa Blanca en los escenarios más desalentadores con cifras que se ubicaban entre 100.000 y 240.000 muertes a causa de la pandemia.

Estos indicadores sitúan a Estados Unidos como el país con el mayor nivel de contagio, pues el balance general totaliza hasta el momento más de 2 millones 500 mil casos de Coronavirus, de los cuales se han recuperado, hasta ahora, tan solo 779 mil personas, según el recuento de la Universidad Johns Hopkins.

Frente a este escenario, el Instituto de Métricas y Evaluaciones de Salud (IHME) de la Universidad de Washington, cuyas cifras estadísticas de la evolución de la pandemia con frecuencia son tomadas por la Casa Blanca como referencia, calcula que Estados Unidos llegará al mes de octubre con alrededor de 180.000 muertos.

De acuerdo con el vicepresidente de los Estados Unidos, Mike Pence, el crecimiento de los casos se debe al aumento de las pruebas, aunque los expertos creen que la elevada tasa de contagio (cerca de un 13% en algunos estados) revela que la propagación del virus está por encima de la capacidad de testeo, debido a la flexibilización del confinamiento en los últimos días.

En torno a esto, una investigación de CBS encontró que las autoridades federales norteamericanas permitieron la distribución de pruebas defectuosas, razón por la cual el Congreso adelanta una investigación para determinar por qué la Administración Federal de Drogas y Medicamentos (FDA) no detuvo la distribución de estas pruebas que derivaron en cifras inexactas sobre la propagación del virus.

Mientras que las cifras de COVID-19 han comenzado a repuntar nuevamente, las autoridades comienzan a tomar medidas en víspera de la celebración del 4 de julio, una fecha que sin duda convocará multitudes en las calles, debido a que hay condiciones de flexibilidad que lo permiten.

Translate »