EE.UU. sancionó a una empresa por presuntos vínculos con el gobierno de Cuba

Foto: AFP

Se trata de AIS, que posibilita el envío de dinero entre ambos países, algo muy frecuente entre los migrantes que tienen familiares en la isla. El secretario de Estado, Mike Pompeo, dijo que la firma “fomenta la represión del pueblo cubano”.

La Administración Trump decidió sancionar a la empresa American International Services (AIS) por tener presuntos vínculos con el Gobierno de Cuba.

AIS es una compañía que se dedica al envío de dinero entre ambos países, algo que es muy utilizado en los migrantes cubanos que residen en Estados Unidos (fundamentalmente en Florida) y les mandan dólares a sus familiares que viven en la isla.

Según manifestó el secretario de Estado, Mike Pompeo, se comprobó que las ganancias de la firma estaban dirigidas a las Fuerzas Armadas de la nación insular, aunque no brindó pruebas de sus dichos ni contó detalles de la sanción.

“Los beneficios de estas operaciones afectan de forma desproporcionada a los militares cubanos, lo que fomenta la represión del pueblo cubano y financia la injerencia de Cuba en Venezuela”, declaró el líder de la diplomacia estadounidense.

“Los cubanos deberían poder recibir dinero de su familia que vive en el exterior sin que este vaya a los bolsillos de sus opresores”, denunció, y pidió que los que envían dinero utilicen otras alternativas “que no sean controladas por el Gobierno”.

Inmediatamente, su par de Cuba, Bruno Rodríguez, expresó su repudio a la medida dispuesta por el Gobierno de Trump y dijo que no hace más que “recrudecer el bloqueo” que Estados Unidos mantiene contra la isla.

“Es una maniobra dirigida a dañar al pueblo cubano y los lazos entre las familias que viven en ambas naciones. Intentan manipular a los electores de la Florida”, denunció el canciller.

De esta forma, el gobierno de Trump realiza un nuevo avance contra Cuba, ya que el viernes pasado había prohibido que los estadounidenses que viajen allí se alojen en propiedades que pertenezcan al Gobierno.

Unos días antes, Pompeo también había anunciado que se establecerían nuevas limitaciones a la importación de licores y tabaco, dos fuertes comerciales de la nación insular.

Aunque pueda llamar la atención este recrudecimiento repentino sobre el vínculo con Cuba, en realidad el presidente ha realizado durísimas acciones desde el inicio de su mandato al respecto.

Al poco tiempo de asumir, limitó el envío de dinero a la isla a 1.000 dólares por persona en cada trimestre y cortó los vínculos que Barack Obama había comenzado a forjar con el entonces presidente Raúl Castro, que incluyó un histórico viaje del ex presidente a la isla.

A su vez, se negó a negociar cualquier situación referida a la prisión de Guantánamo, una cárcel de máxima seguridad con múltiples denuncias de violaciones a los derechos humanos, que pertenece a Estados Unidos y está situada en territorio cubano desde 2002.

Translate »