EE.UU. reportó su segundo mayor número de casos de Coronavirus en un solo día

Foto: Nellis-Air Force Base

Este miércoles el país sumó 34.700 nuevos contagios. El récord había sido de 36.291, el 24 de abril. El foco de la enfermedad se trasladó del noreste del país al denominado Cinturón del Sol, con Florida, Arizona, California y Texas entre los estados más perjudicados.

Estados Unidos reportó este miércoles su segundo mayor número de casos de Coronavirus en un solo día, con 34.700 nuevos contagios, que se sitúan cerca de los 36.291 del pico del 24 de abril.

Si bien esto aparenta ser un rebrote, lo cierto es que la pandemia ha trasladado su foco del noreste del país -cuando Nueva York y Nueva Jersey no paraban de sumar casos y muertes- al denominado Cinturón del Sol, en el sur de la nación.

Por ende, los expertos advierten que no se trata de la denominada “segunda ola”, sino que los estados que en un inicio no habían sufrido las consecuencias de la enfermedad ahora sí lo están haciendo debido a que realizaron aperturas indiscriminadas de su economía.

Dos ejemplos claros son Florida y California, que con la llegada de las altas temperaturas mostraron sus playas repletas de gente y hoy se posicionan entre los estados más afectados por la pandemia.

En el primer caso, ya superó los 100 mil contagios, lo que fue calificado por el gobernador Ron DeSantis como “una verdadera explosión”, debido a que el estado reportó 5.500 casos en un solo día, mucho más que los 3.000 que habían marcado el récord el día anterior.

Pese a esa calificación, el mandatario opinó que los casos “no son preocupantes” porque se han dado en su mayoría entre la población joven, mientras que las personas “mayores y vulnerables han tenido un poco más de cuidado”.

La misma situación récord se vive en California, que informó 7.100 nuevos infectados este miércoles, cuando el día anterior había reportado 5.000, su mayor cifra hasta el momento.

En el resto del Cinturón del Sol la realidad no dista mucho de lo ocurrido en los estados costeros. 

Arizona -en la cual el presidente Donald Trump organizó un mitin hace pocos días- sufre por la cantidad de camas hospitalarias, que podrían no ser suficientes en las próximas semanas si continúan aumentando los casos, según advirtió Joseph Gerald, experto en Salud de la universidad estatal. Texas, en tanto, duplicó sus hospitalizaciones y triplicó sus contagios en las últimas dos semanas.

La preocupación principal de estos estados apunta a la cercanía del feriado del 4 de julio. Si bien caerá sábado, se espera que muchas empresas licencien a sus empleados el viernes, lo que fomentará muchas reuniones sociales que podrían aumentar exponencialmente el número de contagios.

Translate »