Demócratas proponen reducir su paquete de alivio para llegar a un acuerdo en el senado

Foto: AP

La falta de consenso entre los legisladores, que no permitió definir un paquete de ayuda económica, originó que el presidente Donald Trump anunciará un plan de medidas sin la aprobación del Congreso.

La presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, Nancy Pelosi, manifestó que su banca está dispuesta a reducir su propuesta inicial de 3 mil millones de dólares a 2 mil millones, para alcanzar un acuerdo con los republicanos sobre el paquete de Ley de Ayuda, Alivio y Seguridad Económica por Coronavirus (CARES).

“Estamos dispuestos a reducir nuestro proyecto a la mitad para satisfacer las necesidades en este momento. Lo retomaremos en enero. Los veremos de nuevo en enero. Pero por ahora, podemos reducir el proyecto de ley a la mitad”, resaltó la legisladora.

La falta de acuerdo entre demócratas y republicanos impulsó a Donald Trump a fijar el pago de asistencia por desempleo en 400 dólares semanales, aunque los referentes demócratas, Chuck Schumer y Pelosi, coincidieron en que esa decisión “empuja a los estados hacia una mayor crisis presupuestaria”.

Posteriormente, Trump señaló que ambos legisladores querían “hacer un trato” tras su anuncio del paquete de alivio económico por COVID-19, a la vez que los culpó por no haber ofrecido esa alternativa en las semanas anteriores a su decisión. 

En definitiva, los demócratas no apoyan la propuesta republicana que apunta a 500.000 millones de dólares porque significa una iniciativa muy inferior a la que ellos han puesto sobre la mesa. El plan incluye pagos hasta el 27 de diciembre por beneficios de desempleo y protección a las empresas, así como los servicios médicos.

Ambos grupos políticos tienen diferencias en sus propuestas por unos 2 billones de dólares, lo que representaría una reducción en el financiamiento de las escuelas, ayuda para los gobiernos de cada estado y una baja significativa en los beneficios por desempleo.

El debate aún tiene por delante los fondos que aspiran los demócratas por 25 mil millones de dólares para el Servicio Postal, de cara a las elecciones de noviembre. Aunque los republicanos han propuesto solo 10.000 mil millones, lo que afectaría el accionar del voto por correo en medio de unos comicios que -debido a la pandemia- dominarán bajo esa modalidad.

Translate »