De Blasio manifestó su preocupación sobre los agentes federales en Portland: “Han demostrado traer mucho más daño que bien”

Foto: Flickr / nycmayorsoffice

El alcalde se pronunció ante las amenazas del presidente de enviar oficiales federales de la policía a la ciudad de Nueva York, considerando la situación actual en Portland.

El alcalde de Nueva York, Bill De Blasio, envió una carta al Fiscal general William Barr y al Secretario Interino de Seguridad Nacional Chad Wolf, donde argumenta que el envío de la policía federal a la ciudad, como ocurrió en Portland, “no ayudará a combatir el crimen y socavará la confianza pública en la aplicación de la ley”.

El mandatario regional fijó posición y dijo que el país está sorprendido al observar el proceder de los agentes federales en Portland, que avanzaron con la intención de controlar las protestas que se han prolongado por más de 50 días. Además, aseguró que “dicha conducta sería inaceptable en la ciudad de Nueva York”.

En su misiva, De Blasio justificó que el Departamento de Policía de Nueva York cuenta con la experiencia para el manejo de todo tipo de situaciones y tiene el reconocimiento de la comunidad, lo cual calificó como “la base de la seguridad pública”.

A su vez, señaló que la ciudad ha cultivado fuertes alianzas con alguaciles y otros agentes federales que durante años han garantizado el resguardo de propiedades en la ciudad de Nueva York, y “enviar una ola de agentes federales no deseados en uniforme militar y usar tácticas militares solo socavará esas relaciones”.

También cuestionó que la justificación de presidente Trump para el despliegue de la policía federal en distintas ciudades no sea para luchar contra el crimen y la protección de propiedades. “Más bien, está claro que estos son pasos políticos para sofocar la disidencia”, señaló De Blasio.

El alcalde manifestó que las circunstancias que atraviesa el país, donde se ha priorizado un diálogo entre los ciudadanos y las fuerzas del orden en medio de tantas protestas, las acciones que ha planteado el presidente solo “amenazan la seguridad, los derechos de los neoyorquinos y los principios fundamentales de la constitución”.

El Secretario Interino del Departamento de Seguridad Nacional (DHS), Chad Wolf, declaró que “las personas que intentan incendiar un edificio ya no protestan, son delincuentes”, y criticó que a pesar de los ataques a instalaciones federales y las fuerzas del orden público, el gobierno local “toma poca o ninguna acción”.

“Apoyamos y protegeremos a aquellos que quieren protestar pacíficamente. Desafortunadamente, lo que estamos viendo en Portland todas las noches, es todo lo contrario”, dijo el secretario Wolf. 

Translate »