Crecen por tercera semana consecutiva las solicitudes de subsidios por desempleo

Foto de Tim Gouw en Pexels

Las solicitudes de subsidios por desempleo registraron, de forma inesperada, un alza por tercera semana consecutiva, según se informó desde la Oficina de Estadísticas Laborales (BLS, por sus siglas en inglés) del Departamento de Trabajo.

Cerca de 362.000 personas solicitaron nuevas prestaciones por desempleo tras haber sido despedidas durante la semana que concluyó el 25 de septiembre, lo cual representa 11.000 más que en el periodo anterior.

La cifra es mayor a la estimada por un grupo de economistas en una encuesta de la agencia Bloomberg, que preveía un descenso a 330.000 pedidos.

El aumento es adjudicado a la volatilidad propia inherente a un índice semanal, ya que la cifra sigue rondando mínimos desde que comenzó la pandemia del Coronavirus.

La última vez que existió una racha de tres semanas consecutivas de subas fue en abril del 2020, si bien dichos incrementos eran mayores a los de la actualidad.

La cifra total de pedidos en curso por beneficios estatales se elevó en 131.000, hasta 2,84 millones de personas en la semana que finalizó el 18 de septiembre; pero si se tiene en cuenta el promedio de las últimas cuatro semanas, la cifra cayó a 2.8 millones, el mínimo desde marzo de 2020.

En la última semana de marzo de 2020, al comenzar la crisis sanitaria, los pedidos semanales de subsidios habían alcanzado la cifra récord de 6,8 millones, y desde entonces, pese a algunos altibajos, han ido disminuyendo a medida que la economía iba retomando su actividad.

Los programas federales extendidos de desempleo establecidos durante la pandemia finalizaron en todos los estados el pasado 6 de septiembre.

Si bien la Casa Blanca descartó extenderlos, informó a los estados que pueden seguir utilizando con ese fin los fondos asignados a tal efecto que no fueron empleados hasta el momento.

Los mayores pedidos de subsidios por desempleo coinciden con un contexto de creciente preocupación acerca de la ralentización de la recuperación económica estadounidense.

El último reporte de empleo, publicado este mes, indicó que en agosto se generaron 235.000 nuevos puestos, la menor cifra en siete meses y por debajo de lo estimado.

En tanto, el índice de desempleo bajó de 5,4 % a 5,2 %, la menor cifra desde que comenzó la pandemia (cuando llegó a marcar un 14,8%) aunque aún los puestos de empleo se sitúan 5,3 millones por debajo de niveles previos a la crisis sanitaria.

Translate »