Con el apoyo de Cuomo, los funcionarios de Nueva York crearon un proyecto para legalizar la marihuana

Foto: Terre Di Cannabis / Unsplash

Los funcionarios de Nueva York llegaron a un acuerdo para crear un proyecto para legalizar la marihuana, pocas horas después de que el gobernador Andrew Cuomo calificara la acción de “esencial” para el bienestar social y económico del estado. Las medidas de reforma se incluirán en las leyes que se propondrán como parte del presupuesto estatal el 1 de abril.

La iniciativa permitiría a los neoyorquinos mayores de 21 años comprar y poseer hasta tres onzas de cannabis para su uso personal, y las comercializaciones con licencia comenzarían en diciembre de 2022. Los consumidores incluso podrán cultivar hasta una docena de plantas por hogar.

Los planes exigen un impuesto estatal del 9% sobre las ventas minoristas, lo que fomentaría la generación de $300 millones al año en nuevos ingresos. Además, las ciudades, pueblos y condados podrían aplicar otro impuesto del 4% u optar por no permitir las transacciones y entregas locales.

Según la senadora Liz Krueger, la propuesta incluye la creación de una nueva agencia reguladora estatal, más precisamente, la Oficina de Gestión de Cannabis, bajo el propósito de asumir el otorgamiento de licencias a los cultivadores, mercados pequeños, envíos y consumos en las instalaciones.

En cuanto a las disyuntivas a resolver, se evalúa cómo se distribuiría el dinero de las tasas más allá de la financiación del mencionado organismo, con planes que plantean que el 40% se destine a la ayuda escolar, el 40% a subvenciones de equidad social y el 20% restante al tratamiento y la educación pública. 

Por su parte, Cuomo requirió que la agencia estuviera bajo su control, pero el plan exige que responda a una junta de cinco miembros con tres nombramientos gubernamentales, uno de ellos seleccionado por el Senado y otro por la Asamblea estatal, respectivamente, indicó Krueger.

Translate »