Bill de Blasio fijó como meta el 1 de julio para “reabrir completamente la ciudad de Nueva York”

Foto: Craig Ruttle/AP

El mandatario atribuyó el descenso en el número de hospitalizaciones, la disminución de contagios por COVID-19 y el avance con el plan de vacunación como las razones para levantar las restricciones.

El alcalde de la ciudad de Nueva York, Bill de Blasio, anunció que el 1 de julio es la fecha fijada para “reabrir completamente” toda la industria comercial, que desde hace más de un año ha enfrentado el confinamiento y diversas medidas de mitigación para controlar la propagación del COVID-19.

«Estamos listos para que abran tiendas, para que abran negocios, oficinas, teatros, a pleno. Eso probablemente incluirá cenas interiores con toda su fuerza en base a todo el progreso que hemos logrado en esta ciudad. Este será el verano de Nueva York», informó el alcalde.

Este jueves, la ciudad registró 97 nuevas hospitalizaciones, 1.354 nuevos contagios y una tasa de positividad promedio de 7 días que cerró en 3,18%. “Estos son los mejores números que hemos visto en meses. Es por eso que estamos preparados para reabrir completamente nuestra ciudad”, resaltó el mandatario.

En ese sentido, De Blasio justificó que las 6,4 millones de vacunas administradas hasta la fecha, de las cuales 2,4 millones corresponden a personas completamente vacunadas, permitirían que la ciudad reabra con más fuerza en el verano.

El alcalde ha fijado la meta de 5 millones de personas completamente inoculadas para junio, un 60% de la población total de la ciudad. «La razón por la que puedo hacer este anuncio hoy es porque hemos estado avanzando constantemente, con más y más vacunas», resaltó.

Parte de las proyecciones del alcalde incluyen la posibilidad de que oficinas, escuelas, negocios y teatros estén operando para el 1 de julio a plena capacidad. Su visión coincide con la postura del presidente Joe Biden, para que en el Día de la Independencia el país haya recuperado cierta normalidad.

A pesar de las aspiraciones del alcalde, el gobernador Andrew Cuomo ironizó sobre sus declaraciones y dijo: “Quiero abrir la ciudad de Nueva York el martes”. El mandatario estatal justificó que el sistema de gestión por la pandemia se ha administrado por la ciencia y los datos. «Soy reacio a hacer proyecciones porque creo que son irresponsables», manifestó.

De Blasio, quien ha tenido notorias diferencias con Cuomo, señaló que no le notificó antes de realizar su anuncio, ya que la mejor manera de proceder es con “la visión de la ciudad”.

Aunque todavía faltan definir detalles para reabrir “la ciudad completamente”, desde la alcaldía se mostraron confiados en poder brindar condiciones seguras para todas las personas. El alcalde enfatizó que la clave es la vacunación y aseguró que en algunos lugares específicos se podría implementar el uso del pasaporte de vacunación estatal.

Translate »