Andrew Cuomo quiere impedir el lanzamiento de la vacuna de Pfizer en Nueva York

Foto: Governorn Andrew Cuomo - Flickr

El gobernador se mostró desconfiado de la vacuna debido a que formaría parte del plan de vacunación de la administración de Trump. Preocupado, calificó el antídoto como “defectuoso”, por lo que considera que su producción debe detenerse hasta la asunción de Biden.

Andrew Cuomo, gobernador de Nueva York, se mostró sorpresivamente en contra de que la vacuna de Pfizer contra el Coronavirus sea distribuida en el estado. La farmacéutica anunció que el antídoto es “eficaz en un 90%”, según el primer análisis intermedio de su ensayo de fase 3, la última etapa antes de pedir formalmente su homologación.

La novedad del avance de este antídoto para combatir el Coronavirus no fue bien recibida por el referente demócrata, quien expresó su preocupación por la implementación del medicamento bajo el gobierno de Donald Trump.

El lunes por la mañana, Cuomo criticó el régimen sanitario propuesto por el presidente, tildándolo como “defectuoso”. En este sentido, llegó a declarar: “No podemos permitir que este plan de vacunación avance de la forma en que Trump y su administración lo están diseñando”.

El gobernador expuso sus comentarios en “Good Morning America” , momentos después de reconocer que las pruebas de la vacuna COVID-19 experimental de Pfizer “se ven bien” y cree que habrá otro producto contra la enfermedad “disponible dentro de poco.”

Cuomo calificó el proyecto de Pfizer como “malas noticias” y dijo que el plan de lanzamiento debía detenerse hasta que Joe Biden, asuma el cargo en enero. De lo contrario, manifestó que dicho fabricante causará “daños”.

La mala noticia es que pasarán unos dos meses antes de que Joe Biden asuma el mando, y esto significa que la administración de Trump va a implementar un plan de vacuna, que es defectuoso“, afirmó el máximo ejecutivo de Nueva York.

Asimismo, acusó al presidente de “no aprender nada del pasado”, y que “van a hacer que los proveedores privados lo hagan, y eso va a dejar fuera a todo tipo de comunidades que quedaron fuera la primera vez que COVID las asoló”. Por este motivo, Cuomo amenazó con desacelerar la llegada de la vacuna, citando su desconfianza en el presidente y alegando que el proceso estaba “politizado”.

Translate »