Andrew Cuomo firmó una legislación que protege a los empleados públicos ante licencias por COVID-19

Foto: governorandrewcuomo - Flickr

El mandatario defendió la nueva ley como un instrumento para resguardar a los neoyorquinos de recibir penalizaciones por hacer lo necesario para protegerse a sí mismos y a quienes los rodean.

El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, firmó una legislación que prohíbe a los empleadores públicos penalizar a los empleados que realizan cuarentena, buscan tratamiento médico y otras situaciones relacionadas con un diagnóstico positivo por Coronavirus.

«Nadie debería tener que sufrir una sanción por faltar al trabajo debido a COVID-19, y bajo esta nueva ley, todos los empleados públicos de nuestro estado obtendrán la protección que merecen, para que no tengan que enfrentar consecuencias injustas por hacer lo que era necesario», dijo Cuomo.

Desde el gobierno estatal indicaron que estas acciones se suman a las protecciones promulgadas para garantizar la licencia paga a los neoyorquinos que cumplen cuarentena obligatoria o preventiva por contagio de la enfermedad, así como el tiempo libre garantizado del trabajo para recibir la vacuna.

No toleraremos este tipo de acción punitiva contra los empleados que sigan las leyes y las reglas que redactamos”, expresó la senadora Diane Savino en dirección hacia todos los empleadores públicos.

Por su parte, el asambleísta Peter Abbate, consideró que este proyecto de ley ayudará a los empleados públicos a sentirse seguros mientras protegen su salud y la de todos los que los rodean, “sin temor a represalias”.    

De acuerdo con Benny Boscio Jr, presidente de la Asociación Benévola de los Funcionarios Penitenciarios de Nueva York (COBA, por sus siglas en inglés), esta legislación “corregirá la injusticia experimentada por más de 800 de nuestros miembros, que fueron castigados por enfermarse debido a los síntomas relacionados con el COVID-19”.

Translate »