Aerolíneas en Argentina no podrán reactivar operaciones hasta el 1 de septiembre

En los próximos cuatro meses,  los servicios de transporte aerocomercial de pasajeros en el territorio nacional permanecerán suspendidos como parte de las medidas de aislamiento social y preventivo por el Coronavirus.

Este lunes,  la Administración Nacional de Aviación Civil de Argentina (ANAC), publicó en boletín oficial que las líneas aéreas podrán reprogramar sus operaciones regulares o comercializar boletos aéreos a partir del 1° de septiembre de 2020.

La resolución, especifica que “las medidas estarán sujetas al levantamiento de las restricciones impuestas al transporte aerocomercial y a las modalidades de operación que oportunamente se pudieren establecer en función de la salida ordenada de la emergencia generada por el nuevo Coronavirus COVID 19”.

Luego de la publicación del comunicado, el Consejo Internacional de Aeropuertos – Latinoamérica y Caribe (ACI-LAC), la Asociación Latinoamericana y del Caribe de Transporte Aéreo (ALTA) y la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA), respondieron por medio de una carta en conjunto donde manifiestan que comprenden  la “compleja situación que atraviesa el país”, debido a que se debe priorizar la salud en tiempos de pandemia.

Sin embargo, los organismos que representan al sector aéreo, advirtieron sobre las consecuencias de esta resolución, pues “representa un riesgo de supervivencia que enfrentarán las aerolíneas”, al considerar que pone en peligro miles de empleos en el país y  la conectividad de Argentina con el mundo, así como la conectividad interna, que es vital para el transporte de insumos esenciales y para el bienestar económico y social de la nación.

Los empresarios resaltan que la medida no fue compartida ni consensuada con la industria y manifiestan que la decisión va en contra de los esfuerzos de todos los actores del sector para “proponer e implementar un plan de reactivación responsable y seguro que restablezca las actividades comerciales y  posibilite un servicio esencial para la población”.

Es importante destacar que el sector de viajes y turismos aporta un 10% del PBI de Argentina, generando 9,4% de los empleos (alrededor de 2 millones de puestos de trabajo). Se trata de un importante motor para la economía de los países de la región y, sin duda, un sector que impulsará la recuperación económica una vez superada la emergencia del Coronavirus.

Los organismos estiman que muchas empresas del sector no podrán sobrevivir si esta resolución se implementa como está previsto y propusieron un diálogo abierto entre los diferentes sectores para consensuar los pasos a seguir.

Translate »